Púlsar45 Weblog

Donde lo Permanente, es el Cambio

TCM y las 50 péliculas que deberías ver antes de morir (30)

Posted by pulsar45 en octubre 9, 2009

30-DE AQUI A LA ENTERNIDAD

de-aqui-a-la-eternidad

USA – 1953 – 114 min.
Calificación: 7
Drama
Director: Fred Zinnemann
Intérpretes: Burt Lancaster, Montgomery Clift, Deborah Kerr, Frank Sinatra, Donna Reed, Ernest Borgnine, Jack Warden, Philip Ober

SINOPSIS

Es difícil creer que en la década de los 50 una novela con sexo explícito, homosexualidad, prostitución, y sobretodo una dura crítica al ejército pudiera ser adaptada al cine, triunfar en taquilla y ganar nada menos que 8 Oscars. Sí, pasó por el rotulador de la censura, pero la apuesta de la Columbia por sacar adelante el proyecto resulta, cuanto menos, atrevido y admirable.

Una novela escandalosa como punto de partida y una ejecución que quitó contenido “delicado” del texto original. “De aquí a la eternidad” fue una de las películas en las que intervino de una manera más activa el todopoderoso Harry Cohn, de Columbia, quien tuvo con el director Fred Zinnemann durante la preparación y rodaje de la película algo más que un rifirrafe. Sin ir más lejos, en la parte artística se encargó de rebajar al máximo las situaciones de alto contenido erótico que sugería y apuntaba la novela, llegando a imponer a la fría y moderada Deborah Kerr como actriz protagonista en un personaje (originalmente una prostituta, en la película una azafata) que bien hubiera merecido ser representado por otra de, digamos, mayor voltaje sexual. Zinnemann apostó fuerte por Montgomery Clift (quizá en la más sólida de las actuaciones de su corta pero intensa vida profesional) contra la voluntad del productor. Cohn, quien había adquirido los derechos de la novela de James Jones por 82.000 dólares, se sintió con atribuciones para literalmente rehacer una historia ambientada en un sórdido ambiente militar, en Pearl Harbor, en el que no faltan ni atisbos de homosexualidad reprimida ni inconfesables adulterios. Por encima de cualquier otra consideración, “De aquí a la eternidad” es una magnífica película con alicientes interesantes, especialmente el de poder ver y disfrutar juntos a Montgomery Clift, Frank Sinatra, Burt Lancaster, Donna Reed y Deborah Kerr. Zinnemann, meticuloso, bordeó la censura, pero no pudo contra la irracionalidad de Cohn, uno de los productores más caprichosos y temidos en Hollywood desde que el cine rompió a hablar.

El soldado Prewitt (Montgomery Clift), recién asignado a Hawaii, es un antiguo boxeador al que manejan tanto sus superiores como sus propios compañeros. El capitán Holmes (Philip Ober), conocedor de sus habilidades como boxeador, intenta que se una al equipo del ejército, pero Prewitt no quiere. Su amigo Maggio (Frank Sinatra) intenta ayudarle, pero también debe ocuparse de sus propios problemas. Mientras tanto, el sargento Milton Warden (Burt Lancaster) y la mujer de Holmes, Karen Holmes (Deborah Kerr), pisan terreno peligroso al vivir una historia de amor ilícita. Pero las vidas de todos cambiarán cuando en ellas se cruce el ataque japonés sobre Pearl Harbor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: